¿Y la europea?

Llevamos un tiempo en que vamos de derrota en derrota. No creo ser el único que nunca pensó que vería las cosas que estoy viendo.

Eso no supone que sea pesimista. Creo que el futuro se escribe cada día y este año que empieza será crucial para salir del ciclo tan peligroso en el que estamos.

Coaña, Asturias, fotografía Eva del Fresno

La cuestión es cómo debemos prepararnos para ello. Evidentemente, el objetivo fundamental y casi diría único es un cambio profundo en la sociedad y eso tiene muchas implicaciones. Pero este blog habla de política y vamos a centrarnos en cómo afrontar el próximo ciclo electoral.

Dando por hecho que las elecciones generales no se adelantarán, el resultado en las elecciones municipales, autonómicas y europeas de 2019 será crucial para afrontar el 2020 con cierta garantía de poder evitar la debacle que ahora se augura.

Elecciones municipales

El Partido Popular, Ciudadanos y la agenda mediática que controlan tratarán de crear un debate alejado de lo local.

Verdiciu, Asturias, fotografía Eva del Fresno

La ciudadanía en general se deja implicar poco en lo local y sigue mucho más los temas que salen en los informativos como Cataluña. Sin embargo en lo de Cataluña poco o nada puede hacer un ciudadano normal y en la mayoría de los casos probablemente tampoco pueda entender todo el juego de intereses cruzados. Lo más normal es que no tenga tiempo para desbrozar todas las mentiras y medias verdades y tener una idea aproximada de la realidad.

Tenemos que conseguir que se debata y reflexione sobre lo local. Ahí podemos ganar Clic para tuitear

 Sin embargo, es más fácil entender las cosas que pasan a nuestro lado. Es curioso como algunas personas recalcitrantes del PP son capaces de cambiar su voto en las elecciones municipales, porque en ese ámbito son capaces de ver que sus representantes son unos manguis y unos indocumentados, mientras que si hablas de una política autonómica o estatal, ya mientan Venezuela y ya no hay manera de seguir razonando.

Por eso si queremos que el municipalismo prepare el campo a una mejora electoral estatal y europea, tenemos que elegir el campo de debate. La dimisión de Sánchez Mato no puede ser objeto de discusión en Valencia o en Oviedo, sino perderemos por goleada.

La forma de redemocratizar la sociedad, de empoderar a la ciudadanía pasa por conseguir acercar los debates a la gente, que los pueda entender y que pueda ver que es posible hacer cosas para cambiar la vida desde la política. Y para evitar el debate farragoso y el juego sucio es necesario mantener la independencia de las soluciones locales. Que la gente perciba que esa candidatura es realmente de su pueblo y para su pueblo. No manejada por un partido.

Hacen falta movimientos sociales reales, no movimientos políticos teledirigidos Clic para tuitear

Si queremos ganar, debemos tener movimientos sociales reales, no movimientos políticos teledirigidos. Si nos dedicamos a reproducir la lucha interna estatal en cada agrupación local y se trabaja por “controlarlas” bien por el aparato o bien por el contra_aparato, ya casi mejor ni lo intentamos.

Frente al peligro de homogenización social y política tenemos que ofertar una diversidad política y una adaptación al terreno real. Esto pasa por dar libertad a las agrupaciones locales de los partidos.

Que quienes trabajan en cada pueblo puedan decidir sin interferencias Clic para tuitear

Dejemos que quienes trabajan por el cambio en cada pueblo, cada ciudad, decidan cómo quieren presentarse.

Elecciones europeas

Las elecciones europeas tienen dos elementos diferenciales básicos.

Por un lado la circunscripción única para todo el estado supone que respetan la proporcionalidad del voto. En 2014 con 1,91 % de los votos, Primavera Europea obtuvo un escaño.

Las elecciones europeas no castigan la división Clic para tuitear

Por otro lado es un voto más ideológico que otros. La ciudadanía siente menos la presión de la actualidad y vota más en consonancia con las preferencias ideológicas. En línea con esto, hay que tener en cuenta que a día de hoy el grupo Verde (EQUO, Comuns, Compromís) y el grupo de la Izquierda (Podemos, IU) son grupos separados en el parlamento y entiendo que una opción electoral honesta debería aclarar a qué grupo van a ir sus cargos electos.

En este escenario hay un nuevo actor que es DIEM25. Si la iniciativa consigue cuajar, podría mover el tablero electoral de forma significativa y supondría una candidatura sin traducción en las elecciones autonómicas, municipales o generales.

Hay que observar qué papel va a jugar DIEM 25 en las próximas europeas Clic para tuitear

Todo esto obliga a pensar muy seriamente si es operativo presentarse con una gran coalición a estas elecciones. En 2014 IU fue en coalición con ICV, Podemos en solitario y Compromís, EQUO y CHA en Primavera Europea y consiguieron en conjunto el 20 % de voto y 12 escaños, lo que supone el 26 % del total de escaños en liza. Unidos Podemos obtuvo en 2016 el 21 % de los votos y obtuvo 71 escaños, lo que supone el 20 % de los escaños en liza.

Resulta muy discutible, por tanto, asegurar que una opción u otra va a dar seguro más votos.

El caso valenciano

Otro factor determinante en las elecciones europeas es Compromís, es el único grupo con entidad propia del Universo de Unidos Podemos que ha demostrado con los hechos su voluntad de tener un proyecto realmente autónomo.

En las pasadas europeas EQUO fue con Compromís y actualmente EQUO es parte de la coalición Compromís. ¿Qué va a hacer EQUO en europeas, romper una coalición tan asentada en Valencia y poner en peligro la revalidación del gobierno valenciano? ¿va Compromís a aceptar un papel subalterno en una coalición estatla con Podemos?

Ribadeo, Lugo. Fotografía FJPP

Desgraciadamente en este caso los intereses personales pueden pesar más que los intereses de partido. El secretario autonómico de medio ambiente y cambio climático del País Valenciá es el “líder” (qué mal suena eso en un partido verde), de Els verds EQUO que es parte de la coalición Compromís. Alvaro ha puesto todo su crédito en un desarrollo discutible del sistema de retorno SDDR que no ha salido adelante. Se ha enfrentado a la Consejera y ha salido en prensa frecuentemente por los líos internos de dicha Consejería.

Puede intuirse que exista la tentación de usar una acercamiento a Podemos para presionar dentro de su batalla personal con la Consejera. No debería hacerse. No es racional que toda la estrategia de pactos de su partido se decida por rencillas personales, afectando al resto de compañeras y compañeros que ocupan cargos públicos en el País Valenciá.

Hay que hacer lo posible y lo imposible para que el PP no vuelva a ganar Valencia Clic para tuitear

No solo eso, si los progresistas perdemos Valencia en 2019 a manos del PP estaremos años lamentando esta derrota. Será un varapalo para todo el estado. No lo podemos permitir. Por el bien común este goteo de noticias con disputas internas en Valencia debe acabarse. Si para ello es necesaria una dimisión, que se produzca.

elecciones autonómicas

Queda por analizar qué hacer en las elecciones autonómicas de 2019, pero creo que se trata de repetir argumentos. Cada comunidad autónoma es un mundo diferente. En Madrid IU no consiguió representación y EQUO fue incrustado en las listas de Podemos. En las últimas encuestas ciudadanos podría ser la primera fuerza política en Madrid. En Asturias IU y Podemos obtuvieron representación, no muy distante una de la otra y EQUO fue en solitario y obtuvo un resultado residual. Ciudadanos es un partido minoritario que pelea por no quedar fuera de la Junta y Foro el partido de Alvarez Cascos sigue teniendo representación.

Además cada comunidad autónoma tiene su propia ley electoral.

Unidos Podemos ha pagado un alto precio por defender con coherencia y valentía el federalismo en la crisis de Cataluña. Seamos, pues, coherentes. El federalismo no es solo una palabra, debería ser una realidad en la práctica interna de los partidos.

Si después de todo lo que ha pasado alguien defiende aplicar “cientocinuentaycincos” particulares a las distintas federaciones de IU, Podemos o EQUO está construyendo la tumba política para todos. Tenemos que ser coherentes cueste lo que cueste, porque es lo que da resultado en el medio plazo.

Cada ámbito debe tomar sus propias decisiones y respetar el de los demás Clic para tuitear

En resumen, cada ámbito debe tomar sus propias decisiones y respetar la de los otros ámbitos. Solo podremos vencer el discurso hegemónico del pensamiento único desde la diversidad. El centralismo, democrático o no, nos llevará a una derrota épica. Y no nos podemos permitir más derrotas.

El autor de este artículo Pepín fernández es también autor de otros artículos del blog:

Salvar a Santiago Nasar

One thought on “¿Y la europea?


  1. De alguna forma la dinámica de Equo y VerdsEquo actualmente, me produce cansancio, tristeza y desánimo, un partido que se denominaba participativo, de izquierdas y ecologista, no puedo entender conductas autoritarias que tanto se han criticado al resto de partidos y no reconocer errores ni equivocaciones, hace que no avancemos ni mejoremos.
    El hecho de no querer cambiar nada y querer seguir perpetuándose en el poder, hacen que la gente deje de confiar, la falta de democracia real y participativa provocan malestar en la militancia.
    Existe una participación condicionada y guiada por quienes ostentan cargos de poder, de ¿ representación……..de que?. Hemos convertido al partido en un cortijo de intereses y de luchas internas, donde no se escucha a las bases, no existe el debate, y si lo hay es un debate dirigido por unos cuantos sobre los demás , son debates que ya adolecen de muerte antes de comenzar, poniendo en peligro la democracia interna y la libertad de opinar diferente a lo establecido. No hay crítica constructiva porque se toma como un ataque al partido, ni en el tiempo que lleva Equo como partido, la formación ha brillado por su ausencia, se tiene miedo al cambio, solamente se permite aquello que interesa y que no genera conflicto con el poder establecido, con las jerarquias, o aquello que proceda de alguien que se considere no grato en el partido, no se acepta, se rechaza.
    La impresión que tengo es que en las próximas elecciones se van a dar muchos cambios y sorpresas que puedan poner en peligro la identidad del partido, por ello es importante el que se pueda dar un cambio de rumbo, decidido y atrevido que permita libertad de expresión, que permita integrar distintas tendencias y opiniones sin que por ello se pierda el respeto hacia nadie, es necesario integrar la diversidad de corrientes distintas.
    No terminamos de generar constantes luchas internas, luchas por preservar lo establecido, el poder de una jerarquía sobre las bases militantes. Se podrá querer justificar lo injustificable, pero mientras sigamos en estas atrincheradas posturas férreas e inamovibles, sin admitir diversidad y formas distintas de ver las cosas, seguiremos perdiendo oportunidades y posibilidades para gobernar.
    Es necesario un cambio profundo en las políticas sociales, económicas y ambientales que este nuevo siglo nos trae, de no hacerlo no tendremos futuro.
    Seguimos queriendo permanecer en el siglo XIX cuando vivimos en el siglo XXI.
    Un sistema que ha sido durante varios siglos bandera del progreso y del cambio social, llamado neoliberalismo-capitalista, es un sistema que no se sustenta, que ya no es posible mantener en un mundo finito, donde los recursos son limitados y que su uso indiscriminado, nos ha llevado a grandes desigualdades e injusticias.
    Hoy más que nunca es necesario dar un giro, producir un cambio hacia un nuevo modelo socioeconómico, que nos permita salir de esta crisis sistemica y que esta acabando con los recursos naturales, por ello se requiere un cambio profundo y radical de nuestras conductas y actitudes en el respeto por las personas y la eliminación o reducción de nuestros egos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *